¿Cómo evitar el flato?

Ese dolor abdominal podría arruinar tu próximo entrenamiento: evita que el flato te deje en dique seco.
Raimundo Conti -
¿Cómo evitar el flato?
¿Cómo evitar el flato?

Casi todos los corredores hemos sentido alguna vez mientras entrenamientos un dolor punzante en el costado que nos atenaza y amenaza con pararnos. Es el llamado flato y nadie que lo haya sentido es ajeno a lo molesto que es. Su nombre médico, por si algún día te encuentras con él y quieres tratarle de usted, es dolor abdominal transitorio (encantado de conocerle). Y, por mucho que duela, el flato no es motivo suficiente para ir al médico o a urgencias. No existe una única causa que lo cause y, si eres corredor, probablemente no te haya hecho dejar de entrenar.

¿QUÉ ES EL FLATO?

Comencemos por los síntomas. El más común en el flato es el dolor en un costado del abdomen, un poco más abajo de las costillas. Normalmente es más común que lo sufras en el lado derecho que en el izquierdo, concretamente el doble de probabilidades, salvo que seas joven. Los que lo han sufrido lo describen como un dolor punzante y agudo, como un calambre muscular o un tirón, dependiendo de la intensidad.

¿POR QUÉ SE PRODUCE EL FLATO?

  • Por haber salido a correr poco después de correr. Si tienes el estómago lleno, es más probable que suceda.
  • Por no calentar bien antes de correr. Salir a correr fuerte sin calentar puede exigir de más a los músculos que ocasionan el flato.
  • Por tomar bebidas dulces. Existe evidencia que relaciona que el consumo de bebidas azucaradas antes del ejercicio incrementa la posibilidad de sufrir flato.
  • Por tener curvatura en la columna. Si padeces escoliosis es más posible que acabes sufriéndolo.
  • Por no respirar correctamente. Hay quienes relacionaron una menor propensión al flato si se respiraba correctamente al correr.

Las dos leyendas urbanas más relacionadas con el flato no están demostradas científicamente. Hay quien dice que beber agua o isotónicos mientras se corre puede provocar flato, pero no es cierto. Tampoco son una consecuencia de un calambre muscular, ya que no se ha demostrado que haya actividad eléctrica en los músculos cuando se tiene flato.

¿CÓMO EVITAR EL FLATO?

Hay muchas maneras de parar el flato. Ninguna de ellas es dolorosa y seguro que encuentras una que te funciona la próxima vez que el amigo "dolor abdominal transitorio" amenace con fastidiarte el entrenamiento. Prueba esto antes de abandonar:

  • Empuja suavemente con los dedos dentro del área que duele: debería aliviar el dolor.
  • Cambia la manera en la que respiras: inhala profundamente lo más rápido posible, lo que hará que el músculo diafragma baje. Aguanta un par de segundos y espira profundamente con los labios entornados.
  • Puedes modificar también el modo en el que respiras mientras corres. En vez de exhalar cuando pisas con el pie izquierdo, hazlo cuando caiga el derecho.
  • Si aún así sigue doliendo, baja el ritmo hasta caminar rápido. Respira profundamente. No vuelvas a trotar hasta que deje de doler.

¿CÓMO PREVENIR EL FLATO?

Quizá deberíamos haber hablado antes de cómo evitar el flato antes que de erradicarlo una vez lo tienes. Quede claro que no se conocen las causas exactas que producen el flato, pero sí que hay ciertos factores que, si se evitan, pueden hacer que jamás te vuelvas a acordar del dolor transitorio abdominal (qué raro llamarlo así, ¿verdad?).

  • La edad: aquí penaliza ser joven. Es más probable que tengas flato si eres un corredor novato que si eres veterano. Y, cuando lo sufren, los corredores experimentados dicen que les duele menos.
  • Comer o beber antes de correr: Además de aumentar la probabilidad de sufrir flato, hay ciertas comidas que son más proclives al dolor, como las azucaradas, las que tienen mucha grasa, los zumos y las frutas y los lácteos.
  • No estar en forma física.
  • Estar haciendo ejercicio muy intenso (sobre todo si estás dándolo todo en competición).
  • No calentar suficiente.
  • Salir a correr con mucho frío.

Y teniendo en cuenta estos factores de riesgo, deberías hacer esto:

QUÉ HACER PARA EVITAR EL FLATO

  • Bebe agua (y sólo agua) antes de correr. Pasa de bebidas azucaradas, incluso si son isotónicas. Por supuesto, nada de bebidas con gas.
  • Presta atención a la respiración, de lejos el modo más efectivo de prevenir el flato. Inspira y espira por la boca, desde el estómago y no desde el pecho, así te entrará más aire.
  • Considera hacer yoga. Practicarlo a menuedo te ayudará a respirar mejor.

QUÉ NO DEBES HACER SI QUIERES EVITAR EL FLATO

  • Salir a comer en la hora inmediatamente posterio a correr.
  • Salir a correr sin calentar. Empieza con algo de movilidad y cinco minutos suaves para que la sangre pueda llegar a los músculos.
  • Correr cuando hace mucho frío o no estás correctamente equipado. Si hace mucho frío te costará inspirar profundamente el aire helado. Mejor utiliza una braga de cuello o cualquier prenda que cubra tu cuello. Al respirar a través de ella el aire estará más caliente.
  • Correr encorvado. Te costará más respirar profundamente así. Intenta mantener una buena técnica de carrera.
Historias
LOS MEJORES VÍDEOS
También te puede interesar

La dieta del corredor representa un gran porcentaje del éxito.

En el running es importante aplicar una buena técnica de carrera.

Te recomendamos

La campeona del mundo 2018 se suma a la carrera de los volcanes...

Universitaria, soltero, familias, viajeros, ejecutiva… Sea cual sea tu perfil de vida...

Mucho más agarre para este clásico del trail running de Asics....

Conoce la zapatilla que se adapta a la ciudad como ninguna otra....

Perfecta adaptación, firme y rápida para hacer los kilómetros que quieras es el resul...

La zapatilla casi perfecta de New Balance. Analizamos al detalle las Fresh Foam Beaco...