¿INEOS 1:59 Challenge culminará en el objetivo de Kipchoge?

El keniano está confiado en que será el primer hombre en bajar de las dos horas en maratón
Javi Moro
¿INEOS 1:59 Challenge culminará en el objetivo de Kipchoge?
Kipchoge afirma estar totalmente preparado para cumplirlo | soycorredor.es

A principios de 2017, cuando Nike desveló su ambicioso, y loco, proyecto llamado Breaking2, todos los corrillos atléticos comentaban y especulaban sobre el tema. Los más escépticos decían que era solo una campaña de marketing (los americanos siempre han sabido jugar a este juego de manera magistral); los más realistas y conocedores sobre fisiología y rendimiento que era una misión imposible a estas alturas del desarrollo humano (el doctor griego Yannis Pitsiladis llevaba años trabajando en su proyecto Sub2 buscando cuáles serían las mejores condiciones para poder romper la barrera de las dos horas); los más soñadores y amantes del espectáculo estaban deseosos de que llegara el momento.

El 6 de mayo, a las 5:45 de la madrugada, se oyó bocina de salida en el autódromo de Monza, con tres actores y, a ojos de todos, un solo protagonista. Se rozó el palo. Al llegar a meta Kipchoge le dijo al director del proyecto que mejor lo tenían que haber llamado “2 horas”.

En Berlín no había liebres de repuesto, ni un coche que le marcase el ritmo, ni una meteorología ideal, ni un trazado perfecto donde se desgastara nada más que lo imprescindible.

Posiblemente, hace dos años, el que más confiaba en aquella misión imposible era él mismo, pero el tiempo le ha ido dando la razón a Eliud. Esa serenidad, seguridad y concentración al correr le han conducido al éxito en cada reto que se ha propuesto. En Italia se quedó a 25 segundos de romper la barrera bajo aquellas condiciones de extremo control, y ahora ya tiene el récord del mundo oficial con 2:01:39, corriendo en solitario en Berlín desde el kilómetro 25. El 16 de septiembre de 2018 en la capital alemana no había liebres de repuesto, ni un coche que le marcase el ritmo, ni una meteorología ideal, ni un trazado perfecto donde se desgastara nada más que lo imprescindible. Él tiene claro que muy pronto, en su próximo envite, el cronómetro no cambiará la primera cifra, del 1 al 2.

El nuevo intento se llama INEOS 1:59 y tendrá lugar en el sábado 12 de octubre en Viena. El proyecto tiene ahora la financiación de la empresa química INEOS, también patrocinadora del potente equipo de ciclismo. Han encontrado en un circuito completamente llano donde se puedan dar vueltas, asemejándose a lo que ocurrió́ en Monza, en el Parque Prater junto al río Danubio y ante 250.000 personas y millones de espectadores en directo. El paruqe tiene una recta de 4,3 kilómetros entre dos rotondas, creando así un circuito de 9,6 km.

¿Está ya preparado el ser humano para romper esa barrera?

El doctor Yannis Pitsiladis, que presentó su proyecto Sub2 en 2014, afirmó que con la financiación necesaria podría realizarlo en cinco años, lo que nos lleva a este 2019. Posiblemente ahora hay más creyentes que agnósticos, porque la realidad dice que está muy, muy cerca de ser Kipchoge quien corra los 42 km en 1:59. Ahora ya no es una operación de marketing para vender zapatillas (si algún día lo fue), sino que un particular sueña a la vez que el talentoso keniano y le proporciona el terreno de juego ideal.

Publicidad

TEMPERATURA

Los estudios de Pitsiladis y, fundamentalmente, el intento de 2017, aportan todas las estrategias para facilitar el desarrollo del nuevo reto a Kipchoge y poder mantener un ritmo tan alto (2:50 por kilómetro) durante los 42 kilómetros. Una de estas claves es la temperatura. Según Pitsiladis debe estar por debajo de los 7 grados para que el cuerpo no gaste demasiada energía en enfriarse. En Monza se esperó a las mejores condiciones, y parece que la madrugada del sábado amanecerá con unos 7 grados en Viena, y un experto de la agencia austriaca de meteorología es el encargado de asesorar sobre este tema para retrasar o no la salida. Cuanto menos tiempo les de el sol, mejor estará la temperatura interna, así que la hora de salida será muy temprana.

LIEBRES

¿INEOS Challenge 1:59 culminará en el objetivo de Kipchoge?

INEOS 1:59 Challenge

La aerodinámica fue otro punto vital para correr protegidos y no perder ni un ápice de energía. Las liebres eran fundamentales; 30 atletas de élite ayudaban a formar un bloque frontal. De los 30, 18 liebres se reservaban para el corredor que fuera el primero, aunque solo seis integraban el grupo de cabeza (el resto descansaba). Cuando se desintegró el grupo y Kipchoge se quedó solo, el resto de liebres (12) se ocupó de los otros dos corredores. Un equipo de seis liebres, manteniendo una formación de triángulo, ¿por qué? Esta formación tan concreta se decidió́ en el laboratorio de Nike, experimentando en un túnel de viento, viendo que era la mejor manera de que fluyera el aire sin perjudicar a los tres protagonistas. Cada liebre cubría dos vueltas y se cambiaba (unos 4,8 km), y solo tres de ellos entraban o salían al mismo tiempo en la zona marcada para ello. Todos tenían programada su entrada y salida. En Viena veremos una formación similar con los mejores atletas de élite del planeta. En cada vuelta habrá dos cambios de liebres para que puedan mantener el ritmo y volver a salir más tarde.

Publicidad

HIDRATACIÓN

Pitsiladis ya trabajaba en 2014 con la idea de suministrar continuamente glucógeno para no vaciar las reservas, y en el Breaking2 la hidratación fue algo que cambió totalmente las rutinas tradicionales. Cada uno tenía su bebida específica, y bebían cada vuelta. Tenían 17 botellas, entre 60 y 100 ml, para cada uno. La mayoría de ellas tenían una bebida ‘estandarizada’, y unas pocas una mezcla específica personalizada con diferentes combinaciones de sales, glucosa y cafeína. El sábado se espera que el modelo de hidratación sea similar, aunque seguro que habrán incorportado mejoras.

EL COCHE

En el Breaking2, marcaba la pauta un automóvil eléctrico que iba seis metros por delante del grupo, mostrando el ritmo, el tiempo y lo que quedaba para finalizar. La información se actualizaba cada 200 metros gracias a sensores colocados sobre el asfalto. En el INEOS Challenge 1:59 se verá la misma fórmula del coche eléctrico marcando con led verdes en el asfalto dónde tienen que estar colocados los corredores, el tiempo trancurrido y la previsión de ritmo que llevan.

¿Qué pasará ahora? ¿Dará el tiempo la razón a Kipchoge?

Publicidad
Historias
LOS MEJORES VÍDEOS
Te recomendamos

A partir de este viernes 15 y hasta el 30 de noviembre. El sorteo será el 9 de diciem...

Te enseñamos todo lo que tienes que saber sobre el esguince de tobillo, una de las le...

Muchos corredores populares terminan haciendo series simplemente porque han oído habl...

La contaminación en las grandes ciudades es un hecho que afecta a toda la población, ...

Hace dos años Hannah Gavios se dañó la columna vertebral huyendo de un intento de vio...

Porque es clave lo que el corredor ingiere antes y durante para conseguir unos 42 km ...