Las 5 claves para perder peso corriendo

Son muchos los que llegan al running sencillamente porque quieren adelgazar (luego es cierto que la mayoría se quedan enganchados a nuestro deporte una vez que ya han logrado su objetivo). Y ciertamente correr es una gran herramienta “antikilos”, para lograr perderlos y además de forma duradera, pero hay que acertar a lo hora de plantear los entrenamientos.
Redacción Corredor -
Las 5 claves para perder peso corriendo
Las 5 claves para perder peso corriendo
  1. No acostumbres a tu cuerpo al mismo entrenamiento. Un error clásico es que hacer siempre el mismo recorrido, al mismo ritmo y si me apuras escuchando las mismas canciones. Para que sea eficaz debes combinar entrenamiento de más resistencia aeróbica (rodajes de 45 minutos a una hora) con otros de mayor intensidad (con cambios de ritmo, por ejemplo un minuto rápido y dos lentos, así hasta sumar media hora a la que debes sumar 10 minutos de calentamiento y 5 minutos de vuelta a la calma a ritmo muy suave). En una semana lo ideal sería combinar 1 entrenamiento largo (sobre una hora), con otro que incluya cambios y otro de recuperación que sean 30 minutos suaves.

  2. No entrenes más de tres días a la semana. Es muy importante que tu cuerpo puede asimilas los entrenamientos y para eso necesitas descanso; además, sólo así proteges tus músculos y articulaciones. Si quieres hacer más deporte, puedes ir al gimnasio a hacer musculación (que trabajar la fuerza es también importante para perder peso), montar en bici, nadar, patinar…o simplemente pasear.

  3. No quieras correr demasiado rápido desde la primera zancada. Otro fallo clásico del corredor, ir demasiado rápido en los rodajes. Nunca comiences más rápido de 6 minutos por kilómetros. Como referencia, corre al ritmo que puedes ir hablando sin que se entrecorte la voz por llevar la respiración alterada.

  4. Es importante acabar la carrera cada día con 5-10 minutos a ritmo muy suave, que logra el efecto de “esponjar” el músculo, lo que unido a una sesión de estiramientos consigue favorecer la recuperación.

  5. No caigas en el error de ir con demasiada ropa pensado que te va a ayudar a sudar más y adelgazar más rápido. Esta estrategia sólo sirve para deshidratarte. Nada más, porque lo único que pierdes es agua, que recuperarás en cuanto bebas. Salir a correr con chubasquero en verano por este motivo no sólo es una medida ineficaz, sino además peligrosa para tu salud.

Historias
LOS MEJORES VÍDEOS
Te recomendamos

Así son las Spire 3 de 361º, unas zapatillas que aportan máximo confort y con una gra...

Las Super Cross y las Storm Viper tendrán edición especial para los 20 kilómetros de ...

La Vongo v4 es, posiblemente, zapatilla de estabilidad más completa que existe...

Un GPS muy compacto para no perderse mientras disfrutas de tu deporte favorito....

Conoce la zapatilla que se adapta a la ciudad como ninguna otra....

Perfecta adaptación, firme y rápida para hacer los kilómetros que quieras es el resul...