1.000 kilómetros con las Asics Novablast

Exprimimos al máximo este nuevo modelo de Asics y las conclusiones que sacamos son muy positivas. Durabilidad tanto en los materiales como en las sensaciones.

Marcos Peón

Detalle de las nuevas Asics Novablast.
Detalle de las nuevas Asics Novablast.

El equipo de CORREDOR\ sigue trabajando con gran esfuerzo e ilusión para manteneros informados. Si quieres apoyar nuestro periodismo y disfrutar de las ventajas de hacerte prémium, suscríbete a nuestra web aquí (el primer mes es gratuito*).


  • Altura del probador: 1,77m
  • Peso del probador: 70 kg
  • @runmarcospeon

Las Asics Novablast llegaron en los últimos días del confinamiento y por supuesto fueron las elegidas para recorrer esos primeros kilómetros de nuestra nueva libertad. Y ya he llegado a los 1.000. La primera impresión que tienes cuando te calzas estas zapatillas es brutal: son de esas zapas que cuando trabajas en una tienda sabes que solo hace falta que el cliente se las ponga para vendérselas. Recuerdo dos pensamientos pasar por mi cabeza en aquella primera salida:

  1. Son blandas, muy acolchadas, es super agradable al pie; pero son reactivas, muy reactivas. Siento que si meto bien el pie voy a salir disparado.
  2. ¿Cuántos kilómetros va a durar esto?

UNA ZAPATILLA MUY VERSÁTIL Y RESISTENTE

Desde esos primeros kilómetros de finales de mayo las he usado para prácticamente todo lo que se puede usar una zapatilla de correr, rodajes lentos y no tan lentos, series cortas, ritmos controlados. Transiciones a ritmo competitivo y una o dos virtual races. Han tocado todos los terrenos y experimentado todos los tipos posibles de climatología. El resultado lo podéis comprobar en las siguientes fotos. Si nos fijamos solo en las imágenes dificilmente podría decirse que han alcanzado los 4 dígitos. Sí, hay suciedad y los colores quizá hayan perdido su viveza, pero no hay un solo punto de rotura ni atisbo de que vaya a suceder en la malla del upper.

Estado de las Asics Novablast después de 1.000 kilómetros.
Estado de las Asics Novablast después de 1.000 kilómetros.

En lo que se refiere a la suela, sorprende lo entera que está la goma más exterior, pero sobre todo lo poco desgastada que está la capa de Flytefoam Blast (la cubierta blanca) que en esta zapatilla está realmente expuesta y no tiene ni una mínima muestra de abrasión. A continuación una foto para detallada de la parte delantera de la suela.

Estado de la suela de las Asics Novablast.
Estado de la suela de las Asics Novablast después de 1.000 kilómetros.

¿Y CUÁNTO DURAN LAS SENSACIONES INICIALES?

Retomando las pregunta inicial, ese efecto del nuevo sistema Flytefoam Blast ha tenido una durabilidad simplemente espectacular. Ha sobrepasado cualquier expectativa. Cierto es que esa sensación reactiva se va diluyendo con el paso de los kilómetros pero al mismo tiempo mejora enormemente la estabilidad de la zapatilla, lo cual era sin duda el único punto débil de este modelo, aunque esto es un mal muy común en la nueva generación de zapatillas “maximalistas” o “sobreamortiguadas”.

CONCLUSIONES

La Novablast es una zapatilla de entrenamiento para todos los públicos y rangos de ritmo. Especialmente indicada para sesiones largas de rodaje, pues amortigua enormemente los efectos que la fatiga deja en las piernas tras ellas. No es recomendable usarla para ritmos muy altos o intervalos cortos, pero para ritmos controlados es magnífica. Desde la perspectiva de un corredor popular seria, sin dudarlo, la opción con la que competir en medias y largas distancia. Y por supuesto, para ultradistancia en asfalto o pruebas más cortas si tus ritmos y peso corporal así lo requieren. Además, resulta una gran opción para aquellos triatletas que dedican sus esfuerzos a la media y la larga distancia.

CONSIGUE LAS NOVABLAST AL MEJOR PRECIO

Estado de las HOKA ONE ONE Clifton 6 con más de 1.000 kilómetros.

Relacionado

1.000 kilómetros con las HOKA ONE ONE Clifton 6

ZAPATILLAS CON MÁXIMA AMORTIGUACIÓN

Relacionado

Seis zapatillas anti lesiones