A PRUEBA | Malla larga R5 GORE-TEX INFINIUM

Nunca he probado una prenda como esta. Al primer vistazo, ya sabes que la malla Gore-Tex Infinium es perfecta para correr… aunque vivas en Groenlandia. ¿Quieres saber por qué?

Noemí Alonso

Malla larga R5 GORE TEX INFINIUM
Malla larga R5 GORE TEX INFINIUM

El equipo de CORREDOR\ sigue trabajando con gran esfuerzo e ilusión para manteneros informados. Si quieres apoyar nuestro periodismo y disfrutar de las ventajas de hacerte prémium, suscríbete a nuestra web aquí (el primer mes es gratuito*).


Ese pelito por dentro, como de forro polar fino, en algunas de sus piezas. Ese corte ajustado (slim fit, ya sabes) para minimizar la resistencia al aire y reducir volumen. Y sobre todo, muy especialmente, ese tejido GORE-TEX INFINIUM con tecnología de producto GORE WINDSTOPPER, un laminado de tres capas que resguarda las zonas más sensibles a las bajas temperaturas. ¿El resultado? Una malla totalmente cortavientos, muy transpirable y que incluso te protege de la lluvia ligera. En invierno, no se puede pedir más.

A PRUEBA |  Malla larga R5 GORE TEX INFINIUM
A PRUEBA Malla larga R5 GORE TEX INFINIUM

El día que decido probarla por primera vez no hace un frío extremo, aunque sopla el aire de lo lindo. Y esta mallas es cortavientos. En mi cabeza todo encaja, si bien sospecho que acabaré pasando calor. Pero hay que testarla en las condiciones para las que está pensada, ¿no? Y ante la imposibilidad, confinamiento mediante, de ir a Siberia… esta es la situación más adecuada que se presenta. De hecho, me vengo arriba y me coloco la camiseta de la misma marca (también cortavientos, por supuesto); os hablaré de ella en otro artículo. Toca concentrarse en la malla GORE-TEX INFINIUM.

Me gusta que los detalles reflectantes sean discretos; aun así, cumplen su función perfectamente. Igualmente mesurada es la tira roja en el lateral (el mismo tono de contraste aparece en la cinturilla), que aporta el toque justo de color. El corte sienta bien, las costuras son planas y no hay roces incómodos en ningún sitio, aunque esto también está provocado porque la talla es un poco grande (si sueles utilizar una S, prueba primero con la XS). Preferiría que quedasen un poco más ajustadas para que acompañasen mis movimientos, pero empiezo a correr y se me olvida: el confort es absoluto.

Su peso ayuda en este apartado; toda la ingeniería específica para running empleada permite que los tejidos que te aíslan del frío configuren una prenda que no llega a los 250 gr. Empiezo a valorar su polivalencia: en bicicleta, podría ponerme debajo de estas R5 GORE-TEX INFINIUM unas medias térmicas y pasearme por Alaska. Por no hablar de que combinarlas con los pantalones de la moto me parece perfecto para las rutas de invierno...

Sigo con el entrenamiento: el viento solo se nota en las zonas que no cubre esta malla larga. Y no aparece el temido calor, pues, aunque están diseñadas para salir con temperaturas muy bajas (unos 5ºC), transpiran muy bien y no sentirás sudor ni humedad concentrándose. Además, puedes subir las cremalleras de la parte inferior de la pernera para lograr un plus de ventilación.

Tienen un detalle que me fascina: el bolsillo para el móvil en el muslo izquierdo; hasta ahora no había probado unas mallas que contaran con él. Todos mis conocidos me decían que después de llevar el smartphone ahí, ya no quieres otra cosa, pero albergo mis dudas: este hueco me parece estrecho y poco profundo. Lo primero se arregla porque el tejido, evidentemente, es elástico, pero lo segundo me preocupa, porque los móviles están creciendo en tamaño. Basta con colocarlo para saber que no se movería aunque entrenase en una plataforma vibradora. Acostumbrada a las fundas enganchadas al brazo, el hecho de alargar la mano y que el teléfono casi salga a su encuentro es ergonomía pura. Por no hablar de cambiar de playlist o de aplicación sin tener que pulsar mil veces la maldita lámina de plástico que nunca obedece a la primera. Siento magia.

El bolsillo trasero, con otra cremallera, ofrece el mismo confort para acomodar tus llaves. Nunca salgo a correr con dinero o la tarjeta de crédito (espero que mi madre no esté leyendo esto), pero también cabría, ya que hay sitio de sobra. Esta zona sí se me ajusta a la perfección gracias al cordón de la cinturilla, así que las llaves no molestan, no se mueven en todo el recorrido. Ni al estirar. Ni al volver a casa. Llego al portal y, durante un segundo, no recuerdo dónde las he dejado, como si nunca las hubiera llevado encima. ¿Te haces una idea de la comodidad?

No hace falta que os diga cómo se cuida el GORE-TEX: nada de agua caliente, ni de lejía, ni de suavizante. Se trata de ropa hecha para durar y con estas precauciones, lograrás que te acompañe hasta el infinito. Como indica el nombre de esta gama.

Precio: 119,95 €


PÓDCAST: Alteraciones del ciclo menstrual

Puedes suscribirte al pódcast CORREDOR en las principales plataformas: iVOOXApple y Spotify.

Archivado en:

A PRUEBA | Chaleco de hidratación UD Ultra Vesta 5.0

Relacionado

A PRUEBA | Chaleco de hidratación UD Ultra Vesta 5.0

A PRUEBA | GORE te viste para el frío más extremo

Relacionado

A PRUEBA | GORE te viste para el frío más extremo