10 atletas de Estados Unidos que tienes que seguir en Tokio

No están todos los que son, pero sí son todos los que están: la lista de estrellas estadounidenses que darán que hablar en los Juegos Olímpicos de Tokio.

Una imagen de JuVaughn Harrison durante los Trials de Estados Unidos. El saltador de longitud y altura será una de las grandes atracciones en Tokio. Foto: Team USA
Una imagen de JuVaughn Harrison durante los Trials de Estados Unidos. El saltador de longitud y altura será una de las grandes atracciones en Tokio. Foto: Team USA

El equipo de CORREDOR\ sigue trabajando con gran esfuerzo e ilusión para manteneros informados. Si quieres apoyar nuestro periodismo y disfrutar de las ventajas de hacerte prémium, suscríbete a nuestra web aquí (el primer mes es gratuito*).


Resulta casi imposible hacer una selección tan reducida en el océano de talento atlético que es Estados Unidos. Basta con reflejar que figuras como Donavan Brazier, Jenny Simpson, Shamier Little, Justin Gatlin o Craig Engels se han quedado fuera del equipo olímpico para dar cuenta del potencial de quienes sí irán a Tokio. A sabiendas de que faltarán muchos nombres por citar, te dejamos una lista de 10 figuras del track and field que deberás seguir de cerca en los próximos Juegos Olímpicos y por los que no puedes perder la oportunidad de apostar en cualquier casa de apuestas:

Sha’Carri Richardson – 100m

La nueva diva del sprint en Estados Unidos ha comenzado a hacer historia en los 100 metros pese a que solo tiene 21 años. Ya en 2019 se proclamó la mejor sub20 de todos los tiempos cuando ganó el título de la NCAA con 10.75. En este año olímpico ha ido un paso más allá: ha bajado seis veces de 10.90 y cuatro de 10.80 en 2021, más que ninguna otra mujer en el mundo. En abril, Sha’Carri Richardson paró el crono en 10.72, una marca que la convierte en la sexta más rápida de la historia con viento legal. Y en los Trials dejó dos actuaciones memorables: unos 10.64 ventosos (+2.6) en semifinales y unos 10.86 con -1.0m/s en la final. Hace dos meses también logró con 10.77 la mejor marca de la historia con un viento en contra superior a 1m/s (-1.2).

Una image de Sha'Carri Richardson, la nueva diva el atletismo en Estados Unidos. Foto USATF
Una image de Sha'Carri Richardson, la nueva diva el atletismo en Estados Unidos. Foto USATF

Trayvon Bromell – 100m

Su historia incluye una silla de ruedas en los Juegos de Río, dos operaciones del tendón de Aquiles, tres temporadas (2017, 2018 y 2019) en las que solo pudo completar tres carreras, un cambio de entrenador y un regreso por todo lo alto. Trayvon Bromell salió de los pasados Juegos por la puerta de atrás y con una grave lesión del Aquiles que cortaba en seco la proyección del plusmarquista mundial sub20 (9.97) y el adolescente más rápido de siempre (9.84). En 2020 volvió a correr sin dolor y a bajar de 10 segundos a las órdenes de Rana Reider, y este 2021 se ha confirmado como candidato número uno a heredar el trono de Usain Bolt, vacío tras la sanción por dopaje de Christian Coleman. A punto de cumplir 26 años, Bromell lidera el ranking mundial con 9.77 y también posee la segunda mejor marca del ranking, los 9.80 con los que ganó los Trials. Allí se impuso a Ronnie Baker (9.85) y Fred Kerley (9.86), segundo y tercero del mundo este curso. Estados Unidos (ni ningún otro país) no ocupa el podio olímpico de 100m al completo desde hace más de un siglo, en Estocolmo 1912.

Los 100 metros en 9.77 de Bromell.

Gabby Thomas – 200m

La gran sorpresa de los Trials y probablemente de todo el atletismo mundial en lo que va de temporada. Neurobióloga por la universidad de Harvard y estudiante de un máster en epidemiología en Texas, Gabrielle Thomas no había bajado de 22 segundos en su carrera hasta 2021; es más, su marca personal (22.19) databa de 2018 y desde entonces no había sido capaz de correr por debajo de 22.63. Sin embargo, en los Trials se convirtió en la segunda mujer más rápida de la historia con 21.61, solo por detrás de la inalcanzable Florence Griffith-Joyner (21.34). Ya en eliminatorias y semifinal había competido mejor que nunca, con 21.98 y 21.94, pero con su actuación en la final se salió del mapa. Por contextualizar esos 21.61: solo tres atletas habían bajado de 21.70 en el siglo XXI (Schippers, Thompson y Felix), la última vez en 2015. Queda por ver si Thomas será capaz de mantener ese superlativo estado de forma en los Juegos y en qué medida le afectará el hecho de que nunca ha competido internacionalmente con Estados Unidos.

La histórica carrera de Gabby Thomas en los Trials de Estados Unidos

Erriyon Knighton – 200m

Resulta osado nombrarle por delante del campeón mundial y líder del año Noah Lyles (19.74), incluso antes que a Kenny Bednarek, segundo del ranking (19.78) y cinco veces sub20” en 2021, pero destrozar los récords de Usain Bolt merece toda nuestra atención. Con 17 años cumplidos el pasado mes de enero, Erriyon Knighton posee siete de las 10 mejores marcas de la historia sub18, incluidas las cuatro primeras (las tres restantes son del jamaicano). Con su tercer puesto en los Trials, este adolescente también le arrebató a Bolt la plusmarca mundial sub20. Los récords del astro caribeño estaban en 20.13 y 19.93 y Knighton los ha dejado en 19.84. Tan natural es su talento que hasta 2019 nunca había competido en atletismo, y su futuro en el fútbol americano parecía igual de brillante, con ofertas de las mejores universidades del país. “En atletismo el éxito depende solo de mí mismo y sé que puedo hacerlo”, aseguró a la hora de decidirse entre ambos deportes. En todo caso, tampoco pasará por la NCAA, pues ha firmado un jugoso contrato con Adidas, igual que hiciera Lyles en 2016, directamente desde el instituto. Será el atleta estadounidense más joven en unos Juegos desde Jim Ryun en 1964.

Athing Mu – 800m

Recuerda su nombre porque si nada se tuerce aparecerá en un podio internacional tras otro en la próxima década. A su edad (19 años) solo Pamela Jelimo y Caster Semenya habían corrido más rápido que Athing Mu en la final de los Trials, 1:56.07. Con 1:58.40 posee el récord mundial sub20 en pista cubierta y es la cuarta de siempre en la categoría en 400m al aire libre (49.57); la segunda bajo techo (50.52). Todo ello corriendo en solitario, en carreras sin liebre. Nacida en Trenton, Nueva Jersey, pero de padres sudaneses, solo ha pasado un curso en la NCAA antes de dar el salto al profesionalismo de la mano de Nike con un contrato, se especula en Estados Unidos, que oscila entre 500.000 y 750.000 dólares al año incluyendo bonus. En su única temporada en Texas A&M, Mu ha ganado tres títulos nacionales (400m y 4x400m AL y 4x400m PC) y ha batido seis récords universitarios (400m, 800m y 4x400m AL; 600m, 800m y 4x400m PC). Lidera el ranking mundial de 800m con 1:56.07 (y solo cuatro carreras sobre esa distancia en las piernas) y podría incluso entrar en el equipo del relevo largo, pues sus 49.57 son la mejor marca estadounidense de 2021 y fue capaz de correr la última posta en 48.85 para ganar la NCAA.

La carrera final de los Trials donde Mu corrió en 1:56.07.

Cole Hocker – 1500m

Ni siquiera ha llegado a lograr la mínima olímpica y tuvo que esperar hasta el último día para asegurarse matemáticamente su clasificación por World Ranking, pero hay pocos mediofondistas como este, de apenas 20 años recién cumplidos. Merece la pena trasnochar o pagar una entrada solo por ver correr a Cole Hocker, un auténtico killer en la recta de meta. En los Trials se impuso al vigente campeón olímpico (y todo un maestro de las carreras tácticas) Matt Centrowitz, a pesar encontrarse completamente encerrado a falta de 200 metros. Lo hizo saliendo al exterior de la calle dos en la curva y marcando el último 100 en 12.28 para fijar su marca personal en 3:35.28. Campeón de la NCAA en milla y 3000m en pista cubierta y de 1500m al aire libre, el de Oregon puede ser una amenaza para cualquiera en Tokio si la final está abierta en la última vuelta. Que su humilde registro en el milqui no llame al engaño, pues aún no ha competido con liebres y además corrió en invierno la milla bajo techo en 3:50.55, que según la tabla húngara de World Athletics equivale a 3:29.55…

Así derrotó Hocker a Centrowitz en los Trials de Estados Unidos.

Grant Holloway – 110m vallas

¿Acaso necesita presentación? El vigente campeón del mundo amenaza la corona olímpica dos años después más fuerte, más rápido y, sobre todo, mucho más dominador que en Doha. En 2021 no ha perdido una sola carrera entre 60m y 110m vallas, y eso que ha disputado 22. Su peor registro en pista cubierta fue 7.47 y al aire libre, 13.26. Los mejores, de otra galaxia: el récord mundial de 7.29 conseguido en Madrid y los 12.81 de la semifinal de los Trials, a solo una centésima de la plusmarca de Aries Merritt. En su etapa universitaria, que concluyó meses antes del Mundial de Doha, Grant Holloway hizo historia: ganó ocho títulos entre 60m lisos, 60m vallas, 110m vallas y 4x100m y batió los récords de la NCAA de todas esas pruebas excepto los 60m lisos. Con 23 años buscará recuperar la hegemonía olímpica de Estados Unidos en 110m vallas, donde solo ha ganado un oro (Merritt, 2012) en las últimas cinco ediciones y en 2016 no subió a ningún atleta al podio por primera vez en la historia (segunda contando el boicot a Moscú 1980).

¡Récord del mundo para Grant Holloway en Madrid! Foto: Sportmedia.
Una imagen de Holloway cuando batió el récord del mundo de 60 metros vallas en Madrid. Foto: Sportmedia.

Sydney McLaughlin – 400m vallas

Cómo perderse a la gran estrella del momento. La mujer que ha llevado a los 400m vallas a una nueva dimensión, la de los 51 segundos, y quién sabe dónde está su techo con solo 21 años. Sydney McLaughlin fue una niña prodigio y con 16 ya se clasificó para sus primeros Juegos. En Río 2016 se convirtió en la estadounidense más joven en competir desde la saltadora de altura Cindy Gilbert en Múnich 1972. Hace dos temporadas, en el Mundial de Doha, fue testigo directo de cómo Dalilah Muhammad batía su segundo récord mundial con 51.16 mientras ella, plata, se colocaba segunda de la historia. Se tomó el 2020 de descanso y aprovechó para cambiar de técnico: ahora trabaja con Bob Kersee y entrena junto a su referente, Allyson Felix. Con Kersee ha hecho hincapié en el paso de las vallas altas, atacándolas incluso con la pierna menos dominante en algunas competiciones. La mejora es evidente: en la final de los Trials rebajó en más de dos décimas el récord mundial de 400m vallas para dejarlo en 51.90.

El nuevo récord del mundo de Sydney McLaughlin.

JuVaughn Harrison – Longitud / Altura

Este joven de 22 años es un saltador total que domina por igual dos disciplinas tan dispares como la longitud y la altura. Aunque por su genética bien podría haber sido velocista: su madre, Georgia Harrison, fue una vallista destacada en la universidad de Alabama A&M, donde fue cuatro veces All-American; y su padre, Dennis Blake, fue olímpico con el relevo 4x400m de Jamaica en Barcelona 92 y Atlanta 96. Esta temporada, JuVaughn Harrison ha conquistado con Louisiana State (LSU) el doblete longitud-altura en la NCAA tanto en pista cubierta como al aire libre. Es, además, el único hombre en la historia que ha saltado más de 8.40m y 2.30m en el mismo día… Y lo ha hecho dos veces, la segunda para ganar las dos pruebas en los Trials con menos de una hora de diferencia entre concursos. Será el primer estadounidense en disputar este atípico doblete olímpico desde Jim Thorpe en Estocolmo 1912. Con 8.47m en longitud y 2.36m en altura, Harrison ocupa la segunda posición del ranking mundial en sendas especialidades. De cara a Tokio, donde no tendrá que doblar ningún día, juega a su favor la baza de la regularidad: ha superado ocho metros en todas sus competiciones de longitud este año, dos de ellas más allá de 8.40m, y en altura ha franqueado el listón por encima de 2.30m en cuatro ocasiones en 2021, más que nadie en el mundo igualado con el ruso Ilya Ivanyuk. Además, la estrella de LSU no pierde un concurso de altura desde marzo de 2019, una racha que se extiende a 17 victorias. 

Una imagen de JuVaughn Harrison. Foto LSU
Una imagen de JuVaughn Harrison. Foto: LSU

Ryan Crouser – Peso

Hace ya tiempo que este gigante de dos metros de altura y 145 kilos se convirtió en el mejor lanzador de peso de siempre, aunque le faltaban los récords mundiales para acreditar tal honor. Campeón en Río 2016 con solo 23 años y batiendo el récord olímpico con 22.52m, Ryan Crouser es el lanzador que más veces ha mandado la bola de 7.26kg más allá de 22 metros en toda la historia, 134… El siguiente en la lista es el alemán Ulf Timmermann, con 39. Este 2021, el de Portland ha batido las dos plusmarcas que le faltaban en su currículum. En enero logró la de pista cubierta con 22.82m y el pasado 18 de junio, para ganar sus segundos Trials olímpicos, hizo lo propio con la de aire libre al lanzar 23.37m, 25cm más que el anterior récord de su compatriota Randy Barnes (positivo por dopaje menos de tres meses después de hacer 23.12m). Crouser encadena 20 victorias consecutivas en las dos últimas temporadas, en 17 de ellas ha lanzado más de 22m y en las que no, nunca menos de 21.87m. Parece imposible que se le escape su segundo oro olímpico, con lo que se convertiría en el tercer atleta en repetir título en el peso, aunque su gran rival será la cinta métrica.

Así lanzó Ryan Crouser 23.37 metros en los Trials Olímpicos.

 

La selección española para Tokio 2020 ya está definida.

Relacionado

El COE filtra la selección para Tokio: Lamdassem, Valladares y Arce, dentro

Los horarios del atletismo en los Juegos Olímpicos de Tokio 2021

Relacionado

Los horarios del atletismo en los Juegos Olímpicos de Tokio 2020

La atleta española Irene Sánchez Escribano en el último Campeonato del Mundo en Doha. Foto Sportmedia

Relacionado

Las mínimas para el Campeonato del Mundo de Eugene 2022

Los mejores vídeos