¿Qué beneficios aporta el bosu a tu entrenamiento?

Los ejercicios con bosu nos ayudan a fortalecer diferentes regiones musculares, especialmente la abdominal, y en concreto es ideal para trabajar el suelo pélvico.

¿Qué beneficios aporta el bosu a tu entrenamiento?
¿Qué beneficios aporta el bosu a tu entrenamiento?

El equipo de CORREDOR\ sigue trabajando con gran esfuerzo e ilusión para manteneros informados. Si quieres apoyar nuestro periodismo y disfrutar de las ventajas de hacerte prémium, suscríbete a nuestra web aquí (el primer mes es gratuito*).


Lo que empezó siendo sólo una plataforma de estabilidad ha terminado convirtiéndose en un medio muy polivalente para todo tipo de trabajo ya que se puede utilizar por ambos lados, de ahí su nombre, acrónimo de «both sides up». Podemos utilizar la superficie cóncava apoyando la parte plana en el suelo, o darle la vuelta y utilizar la superficie plana apoyando sobre el suelo la zona cóncava.

Creado por David Weck en 1999, cada vez es más popular ya que resulta un medio muy interesante de trabajo, sin llegar a la inestabilidad que proporciona el fitness ball.

Beneficios del entrenamiento con bosu

Podemos incluir este elemento en multitud de ejercicios dentro de nuestras rutinas de entrenamiento, ya que presenta diferentes beneficios para el mismo:

  • El bosu abre un abanico impresionante para el trabajo enfocado al core pero sus aplicaciones no se quedan ahí.
  • Trabajarás el suelo pélvico de manera diferente y muy activa, mediante la reeducación postural y el equilibrio del cuerpo con el método 5P.
  • Saldrás del estancamiento en tus ejercicios, ya que trabajar con este elemento permite infinidad de variedades.
  • Una de las principales ventajas del uso del bosu es un aumento de la coordinación y el equilibrio. Al fin y al cabo, al trabajar sobre una superficie inestable cuando colocamos la parte plana hacia abajo potenciamos ambas características.
  • El uso de este elemento aumenta el trabajo en la musculatura encargada de sostener tu postura, el trabajo de propiocepción es enorme.
  • El trabajo en superficies inestables, como puede ser el bosu, suele formar parte de la readaptación de algunas lesiones. Muchos profesionales usan este material en programas específicos de fortalecimiento de espalda.

Ejemplos de entrenamiento con bosu

  • Trabajo de espalda

Comienza sentándote en el centro del bosu e intenta mantener el equilibrio. Necesitarás activar toda tu musculatura del tronco para realizar los pequeños pero continuos ajustes en la posición. Con este ejercicio comenzarás a trabajar todos los receptores sensoriales que se encuentran alrededor de la columna.

De rodillas sobre el bosu, intenta mantener tu cuerpo en vertical. Comienza a mover tus brazos, colócalos en cruz, hacia arriba, muévelos de forma alternativa... Esto provocará pequeñas variaciones en el centro de gravedad que estimularan toda nuetsra faja abdominal y lumbar además de glúteos.

  • Trabajo de equilibrio

De pie sobre el bosu, mantén el equilibrio. Si lo consigues realiza pequeños balanceos a los lados y hacia delante y atrás. Comienza con el bosu normal y posteriormente colócalo invertido con la parte plana hacia arriba. A medida que separas los pies te resultará más fácil.


PÓDCAST: No subestimes el entrenamiento de fuerza

Puedes suscribirte al pódcast CORREDOR en las principales plataformas: iVOOXApple y Spotify.

8 variantes de planchas para un core perfecto

Relacionado

10 variantes de planchas para un core perfecto

Todo lo que debes saber sobre tu suelo pélvico

Relacionado

Todo lo que debes saber sobre tu suelo pélvico