Entrena tu sistema inmunológico

Aumentar tu inmunidad natural es posible al igual que hay acciones y hábitos que perjudican nuestras defensas.

Ane Martín

Entrena tu sistema inmunológico
Entrena tu sistema inmunológico

Nuestro sistema inmunológico se entrena cada día, se hace más fuerte ante las infecciones y es algo que debemos tener en cuenta y actuar en consecuencia. Las rutinas basadas en hábitos de vida saludables harán que tengamos nuestras defensas preparadas. Y, al contrario, una mala alimentación, el estrés, si duermes poco y/o entrenas demasiado... pueden hacerte más débil.

El sistema inmunológico es uno de los más complejos del organismo, se encarga de protegernos del ataque de los “invasores” que pueden dañar nuestra salud. Seguro que tus defensas han librado más de una batalla contra todo tipo de enemigos (virus, bacterias, hongos, partículas de polvo, polución, células que se han alterado, etc.), nada escapa a su control, porque si no funciona correctamente, empiezan a fallar los sistemas y enfermamos.

CONSEJOS PARA TENER UNA DEFENSAS DE HIERRO

  • Lávate las manos frecuentemente

Una medida de higiene tan básica que se aprende en la guardería, pero parece que ha tenido que legar el COVID-19 para que la cumplamos. Ees la forma más eficaz de prevenir las infecciones ya que las manos tocan todo y los agentes patógenos “cogen” el tren entre sus pliegues y son transportados hasta la boca, a los alimentos que comemos, la ropa, etc. con facilidad.

Por supuesto evita tocarte la cara con las manos sucias; la nariz, boca, ojos y orejas son las puertas a tu interior.

Aprovecha cada mañana para cepillarte la piel con una esponja de lufa o un cepillo que ayuda a eliminar las células muertas y a eliminar las toxinas. Después acaba la ducha de agua fría para estimular la circulación y acostumbrarte al frío, haciéndote más resistente a los cambios de temperatura.

  • Sigue una dieta equilibrada

El sistema inmune necesita un aporte adecuado de vitaminas y minerales para funciones correctamente.

Además, controla que estés en tu peso óptimo ya que los extremos acaban con el sistema inmune, tanto si sobran como si faltan kilos, si no dispones de las calorías suficientes cada día o si te sobra grasa, las células no funcionan correctamente.

Y olvídate de las dietas “milagrosas” o las pérdidas de peso rápidas, alteran el sistema inmunológico y lo dejan sin energía para defenderse.

Si bebes alcohol, hazlo con moderación y resérvalo para el fin de semana.

No te olvides de incluir alimentos que ayuden a tu sistema inmunológico, como por ejemplo el ajo dada su capacidad para eliminar bacterias, virus y hongos, de ahí su nombre de “antibiótico natural”; a tus pulmones les viene muy bien los compuestos azufrados que desprende.

E inclute probióticos como el yogur natural de toda la vida, contiene millones de bacterias que ayudan a mantener la flora intestinal.

  • Duerme tus horas

Cada persona necesita dormir unas horas al día, normalmente entre 6 y 8 horas, respeta el tiempo del sueño pues algunas de las células de defensa se producen durante el descanso.

Una de las formas más fáciles de prevenir una infección es dormir más, cuando ya has caído enfermo, es el cuerpo el que pide descanso para recuperarse.

  • Controla tus “ansias deportivas”

Tenemos las redes sociales inundadas de clases gratuitas de entrenamiento, pero elige con coherencia y sin perder la cabeza. Hazte con un plan de entrenamiento compatible con tu situación y condiciones y no lleves al cuerpo al límite de lo imposible.

Si entrenas en exceso, si sientes agotamiento, cansancio, falta de energía, etc. te fallarán las defensas.


PÓDCAST CORREDOR: Las zapatillas que debes usar para entrenar en casa

No destruyas tus defensas

Relacionado

No destruyas tus defensas

El doctor Hernán Silván dedica parte de su estancia en casa a informarnos verazmente sobre Covid-19 y salud.| Foto: Bárbara Sánchez Palomero

Relacionado

VÍDEO | El optimismo aumenta las defensas frente al Coronavirus

Los mejores vídeos